Los documentos y la historia: a 100 años del Telegrama Zimmermann

>>  lunes, 28 de julio de 2014

El telegrama que cambio la historia del mundo
abida.ventura@eluniversal.com.mx/ 28/07/2014

Este lunes se cumplen 100 años del inicio de la Primera Guerra Mundial. México no participó pero fue invitado por Alemania. Este es el borrador del texto que el ministro Zimmermann envió para aliarse contra EU

A principios de 1917, México fue protagonista de un episodio que cambiaría la historia del mundo. El caso del llamado Telegrama Zimmermann es por muchos conocido y su desarrollo atrae la atención de los historiadores por los elementos de intriga y el espionaje que lo envuelven.

Sin embargo, a casi 100 años de esa historia que puso a México en el ojo del huracán y que llevaría a Estados Unidos a declararle la guerra a Alemania, hecho que cambiaría el rumbo de la Primera Guerra Mundial, poco se conoce sobre las verdades intenciones que guardaba aquel mensaje cifrado.

La versión conocida del telegrama —enviado por Arthur Zimmermann, secretario de Estado de Asuntos Exteriores de Alemania, al ministro alemán en México, Heinrich von Eckardt, a través del embajador alemán en Washington, Graf Johann Heinrich Andreas Hermann Albrecht von Bernstorff— sugería proponer al entonces presidente del país, Venustiano Carranza, sumarse a la causa alemana y declarar la guerra a Estados Unidos. A cambio, México recuperaría el territorio de Nuevo México, Arizona y Texas, que había perdido en la guerra de 1846 a 1848.

En aquel mensaje secreto, interceptado y descifrado por los ingleses, quienes vieron en ese texto el pretexto perfecto para convencer a Estados Unidos que se les uniera en la guerra contra los alemanes, nada se mencionaba sobre California. Lo que pocos saben es que, en realidad, de consumarse aquel plan, ese territorio estaría reservado para Japón.

Así lo revela el borrador original del Telegrama Zimmermann que desde 1917 permanece resguardado en el archivo político y servicio histórico del Ministerio de Relaciones Exteriores en Berlín, cuya copia ha sido proporcionada a este diario por ese acervo, a través de la Embajada de Alemania en México.

El manuscrito, casi desconocido en nuestro país a pesar del protagonismo que México tuvo en ese episodio decisivo, es una joya documental. Además de su importancia como documento histórico, las anotaciones que contiene proporcionan información inédita, como la promesa de dar a Japón el territorio de California si Alemania ganaba la guerra, y las instrucciones sobre cómo debía ser transmitido para evitar que fuera descifrado.

El texto, escrito por Arthur von Kemnitz, un funcionario del Ministerio de Relaciones Exteriores de Alemania, contiene correcciones del director del departamento político, Ernst Freiherr Langwerth von Simmern, así como la firma de diversos funcionarios alemanes, principalmente la de Arthur Zimmermann.

El documento, explica Matthias Weidlich, asesor en el departamento de prensa de la Embajada alemana en la ciudad de México, aparece en el volumen R16919 (IA Mexiko Nr. 16 secr.) en el archivo de Berlín y está disponible al público, por ahora, sólo de manera física. A pesar de su valor documental, comenta, son pocos los usuarios que han mostrado interés por él.

Uno de los que ha estudiado el manuscrito, cuya letra actualmente es casi ilegible, es el matemático alemán Joachim von zur Gathen, quien en un artículo titulado “Zimmermann Telegram: The Original Draft”, publicado en la revista Cryptologia, dedicado a temas sobre sistemas cifrados, saca a la luz los elementos poco conocidos del documento.

Las versiones conocidas

En México, las referencias al telegrama son las versiones cifradas y legibles que los periódicos dieron a conocer en la época. Entre ellos, EL UNIVERSAL, que el 1 de marzo de 1917 público en primera plana el mensaje y el escándalo que la propuesta había despertado en EU.

En el Archivo Histórico de la Secretaría de Relaciones Exteriores también existen algunos documentos que dan cuenta del impacto internacional que cobró el delicado asunto. Así se puede ver en las cartas y documentos que los representantes diplomáticos de México en países como Francia e Inglaterra reportaron al entonces secretario de Relaciones Exteriores, Cándido Aguilar. Pero las referencias sobre el telegrama es la versión conocida por todos.

En las páginas web de algunos archivos nacionales británicos y alemanes también se puede conocer algunas copias del telegrama, desde la versión encriptada, hasta el desciframiento que hicieron los agentes ingleses en la famosa Habitación 40, donde eran descodificados los mensajes intervenidos.

En Estados Unidos incluso ha sido clasificado como uno de los 100 documentos fundamentales en la historia de ese país, al lado de la Declaración de Independencia y la Constitución de los Estados Unidos de 1787.

Todos esos documentos, compilados por la Administración Nacional de Archivos y Registros, también se puede consultar y descargar desde Internet.

Una oferta ambiciosa

Lo que sí ha sido más documentado en México son las causas por las que Venustiano Carranza declinó la ambiciosa oferta.

El ministro alemán en México, Heinrich von Eckardt, cumplió la encomienda de transmitir el mensaje, pero tras reunirse con sus ministros, Carranza optó por desechar el plan por la situación inestable en que se encontraba el país y porque, desde el punto de vista geopolítico, “era muy complicado establecer una alianza de esa naturaleza”.

De acuerdo con el historiador Felipe Ávila, director general adjunto de Servicios Históricos del INEHRM, uno de los que más se opuso a la propuesta fue Álvaro Obregón, entonces secretario de Guerra, porque consideraba que era una locura lanzarse en una guerra contra el vecino del norte.

“Carranza, que era muy prudente, mesurado, un viejo zorro de la política, sabía lo arriesgado que era aceptar la oferta de ayuda alemana. Sabía que era muy difícil que los alemanes la pudieran llevar a cabo, pues estaba en guerra con muchas potencias. Era una locura pensar que Alemania realmente iba a poder cumplir con esa oferta de ayuda militar”, señala en entrevista.

Como se sabe, al final, México rechazó la propuesta, pero la suerte estaba echada. Aunque no fue la causa principal, el telegrama contribuyó a que Estados Unidos precipitara su entrada a la Primera Guerra Mundial, lo cual cambiaría el orden geopolítico de la época.

Hugo Uriarte · Comentarista destacado · Comentarista del Programa El Monedero en Radio Chinelo
Que oportuna aparece la difusión del Telegrama Zimmermann ahora publicada en El Universal, precisamente cuando el gobierno mexicano desprecia nuestro nacionalismo de amplísima raigambre. Podemos reflexionar lo siguiente: En 1917 con Carranza en el Ejecutivo, la propuesta que hicieron los alemanes se basa en el patriotismo existente en los revolucionarios, y ofrece el apoyo para que México recupere los territorios de Nuevo México, Arizona y Texas, independientemente de las posibilidades reales que hubieran existido en esa coyuntura. Hoy ningún gobierno del mundo podría hacer una propuesta similar al gobierno mexicano, pues conoce de cierto que los burócratas en el gobierno mexicano son solo norteamericanos nacidos en México. Estos burócratas enquistados en el gobierno son personas deseosas de que la Frontera Norte del Río Bravo pase a la de los ríos: Suchiate, Usumacinta, Hondo...

Fernando Aguila Rivera · Instituto de Ciencias
Este articulo tiene un serio error. En la Primera Guerra, Japón formaba parte del bando de los Aliados. Estaba en guerra contra Alemania.

0 comentarios :

Google+ Followers

ARCHIVÍSTICA EN VÍDEO

Loading...

Snap Shots

Get Free Shots from Snap.com

  © Free Blogger Templates Autumn Leaves by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP