ARCHIVO DE LAS CONDICIONES ATMOSFERICAS ESCONDIDA ENTRE LINEAS DE IMPRESION

>>  jueves, 25 de abril de 2013

Archivos de papel nos revelan la historia de la contaminación.´
http://www.cciu.org.uy/ 24/05/2013
Parte de la historia preservada en antiguos volúmenes y periódicos podría estar escondida entre las líneas de la impresión. Un científico del Instituto Weizmann ha descubierto que el papel en dichas colecciones contiene un registro de las condiciones atmosféricas de la época en que crecieron los árboles de los cuales se fabricó el papel.

Al analizar los isótopos de carbono en trozos de papel recortados de revistas viejas, el Profesor Dan Yakir del departamento de Ciencias del Medio Ambiente e Investigación Energética en la Facultad de Química ha rastreado los efectos crecientes de la contaminación atmosférica por la quema de combustibles fósiles desde los comienzos de la revolución industrial.

Los científicos generalmente reconstruyen el registro de cambios climáticos pasados a partir de fuentes como núcleos de hielo o anillos de árboles. Pero una historia fiable de anillos de árboles, dice Yakir, requiere un análisis de bastantes árboles. “En vez de ir a bosques alrededor del mundo para tomar muestras de árboles,” dice Yakir, “fuimos a la biblioteca local.”

En los archivos de la biblioteca del Instituto Weizmann, Yakir encontró ejemplares de las revistas científicas Science, Nature y Journal of the Royal Chemical Society que se remontan a más de 100 años atrás, hasta finales del siglo XIX.

Entonces extrajo pequeñas muestras de los márgenes de volúmenes sucesivos y las llevó al laboratorio para su análisis.

El análisis se basó en el hallazgo de que la proporción entre un isótopo de carbono – carbono 13 (13C) – y su contraparte más liviano – carbono 12 (12C) – podría proveer información acerca del CO2 agregado a la atmósfera por la
quema de combustible fósil.

Esto se basa en un ciclo que comienza con plantas que absorben CO2 durante la fotosíntesis. Todas las plantas prefieren usar CO2 producido con la versión más común de carbono, 12C, que con el levemente más pesado 13C. La biomasa de plantas de hace millones de años se transformó en reservas de petróleo, gas y carbón, y por eso son también naturalmente bajas en 13C.

Cuando comenzamos a quemar esas reservas, a raíz de la revolución industrial, empezamos a devolver el CO2 pobre en 13C a la atmósfera. Ahora, el contenido de 13C atmosférico se ha diluído cada vez más, y esto se refleja en las proporciones de carbono en los árboles triturados para hacer pulpa y papel.

El trabajo de Yakir demuestra que, efectivamente, esta continua dilución está claramente grabada en los papeles archivados y, representada frente al paso del tiempo, demuestra la creciente intensidad de nuestra quema de combustible fósil en los últimos 150 años.

Este proyecto se ha llevado a cabo durante unos 14 años, agregándose con el tiempo los datos de nuevos ejemplares. En el proceso, dice Yakir, ha tenido que aprender algo acerca de la industria del papel.

Algunos ejemplares antiguos, por ejemplo, fueron impresos en papel de tela (hecho de algodón, lino, etc.) y no en pasta de madera, y algunas muestras de la época de la Segunda Guerra Mundial llevaron a Yakir a sospechar que el papel fue reciclado o nuevamente complementado con contenido de tela, para superar la escasez en tiempos de guerra.

Anomalías aparte, los niveles de 13C en el papel, especialmente en dos de las revistas, indicaron una buena correspondencia con registros atmosféricos existentes, e incluso revelaron algunos fenómenos locales, incluyendo diferencias entre registros americanos y europeos.

Además de presentar a los científicos del clima una fuente muy bien organizada e inexplotada de datos sobre el cambio global, dice Yakir, la técnica podría ser utilizada para la autenticación de muestras antiguas de papel.

0 comentarios :

Google+ Followers

ARCHIVÍSTICA EN VÍDEO

Loading...

Snap Shots

Get Free Shots from Snap.com

  © Free Blogger Templates Autumn Leaves by Ourblogtemplates.com 2008

Back to TOP